Categorías
Civil Custodia compartida Familia Hilos de Twitter

Cuando una ecografía te cambia la vida.

Ves la ecografía y sabes que nada será igual, tu vida empieza a ser de otra personita. Ahora no es más que una lenteja y dentro de nueve meses perderás el sueño, ganarás alegrías, sembrarás frutos y te llevarás disgustos.

Ahora sois tres.

En las relaciones paternofiliales hay dos aspectos que se suelen confundir: la patria potestad y la guarda y custodia. Hacen referencia a los derechos y deberes que median entre padres e hijos y la forma en la que se relacionan desde el mismo momento de la concepción.

Con el positivo del predictor vienen ambas facetas por defecto. Todos los padres ostentamos la patria potestad y la guarda y custodia. Podría decirse que tienes el paquete premium: el básico de la patria potestad con el plus de la guarda y custodia

La patria potestad es la obligación de todos los progenitores de velar por sus hijos. Es la responsabilidad inherente a la paternidad y los derechos que lleva implícitos: alimentarle, cuidarle, educarle, protegerle, representarle y asistirle en lo que precise

La guarda y custodia se refiere a las facultades que posee el que cuida al niño. Normalmente se desarrollan de modo indisoluble y simultáneo con la patria potestad. Por lo del pack…

Son las referidas a la vida diaria, a las decisiones cotidianas y de uso social

En los casos de crisis de pareja o ruptura familiar la legislación dispone que se decida cómo gestionar lo que supone que ambos padres vivan separados, ya que las actividades diarias ya no se pueden ejercer de modo simultáneo con la patria potestad

Salvo casos graves q requieran tomar medidas drásticas para proteger a los peques, todos los padres mantienen el pack básico de la patria potestad después de una ruptura de la convivencia. Esto implica q siguen ostentando la representación de sus hijos y el deber de velar x ellos

Y lo que debe distribuirse es la guarda y custodia: el modo en el que se sucederán los padres para cuidar de los peques y gestionar el día a día. Los tipos de custodia que hay son individual con regímenes de visita para el no custodio; o compartida

En la individual el progenitor no custodio sigue siendo progenitor y sigue siendo preciso su consentimiento para las decisiones trascendentes del nene: el colegio, el tratamiento médico, la terapia a seguir, modelo educativo…

Por lo que estas cosillas deben ser consensuadas

En la individual lo que se reduce es el tiempo en el que uno de los progenitores cuidará a su hijo, ya que pasará más tiempo con él quien ostenta la guarda y custodia. Es cuestión de cantidad y no de calidad

Para este ladrillo no encuentro gif 😓

En la compartida el tiempo de guarda y custodia es el mismo, pero de modo sucesivo, no simultáneo, que es el como se ejerce cuando los papis viven juntos.

Así que cada uno podrá decidir si en su periodo llevan al peque al comedor o le hacen tortilla en casa

Cómo he comentado, hay supuestos en los que se retira la patria potestad o se limita su ejercicio. Suelen ser supuestos graves o bien de maltrato, abandono, dejadez de funciones, manifiesta incompetencia (por motivos varios)…

Casos excepcionales, y tristes

Lo mejor, ya que se ha producido la ruptura, es intentar sobrellevarlo de buen rollo. Soy consciente de lo difícil que es, pero nuestros peques bien merecen que a veces nos traguemos el orgullo, que cedamos algunas cosas y que flexibilicemos nuestras posturas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *